Índice por desnutrición infantil disminuyó en los días previos a las elecciones del 20M - Memorias por la vida
9592
post-template-default,single,single-post,postid-9592,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-theme-ver-10.1.2,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive

Índice por desnutrición infantil disminuyó en los días previos a las elecciones del 20M

Índice por desnutrición infantil disminuyó en los días previos a las elecciones del 20M

La alianza humanitaria Cáritas Venezuela informó que durante este año se registró una disminución de 13 puntos porcentuales en los índices de desnutrición infantil en todos sus tipos; es decir,  bajó de 78% a 65% entre los meses de abril y julio, fecha que coincidió con la campaña electoral a las presidenciales del pasado 20 de mayo.

En su informe Monitoreo de la situación nutricional en niños menores de 5 años, la organización indicó que realizó un chequeo médico a 2.216 niños de 46 parroquias eclesiásticas en los estados Sucre, Zulia, Carabobo, Lara, Miranda, Vargas y el Distrito Capital. En los casos registrados, la disminución ocurrió solo en los casos de desnutrición en sus formas leves, mientras que el porcentaje de desnutrición aguda se mantuvo sin cambios, siendo un 13,5% del total.

El análisis reveló que mientras en los estados Sucre, Zulia y Carabobo bajaron su tendencia desde marzo, en la región capital (Distrito Capital, Vargas y Miranda) más bien incrementó sus casos. Dentro de la muestra, el grupo más afectado son los menores de 6 meses de edad, encontrándose que 32% de los niños examinados tenía algún tipo de desnutrición.

Cáritas señala en los cuatro meses estudiados, se dieron tres aumentos del salario mínimo por parte del Ejecutivo Nacional (marzo, mayo y junio), así como tres bonos por montos superiores al doble de dichos salarios, y bonos adicionales para personas con discapacidad y mujeres embarazas. Igualmente, el subsidio Hogares de la Patria para familias vulnerables se duplicó durante el periodo que duró la contienda electoral.

Estimaron que durante ese intervalo de tiempo, una familia receptora de todos los bonos y subsidios recibió el equivalente a salarios mínimos adicionales a sus ingresos habituales, cuando el mismo informe indica que se necesita cerca de 98 sueldos para cubrir los gastos básicos de alimentación de un mes.

Durante el mes de junio, fecha en que los niños salieron de vacaciones escolares, los índices de desnutrición subieron tres puntos porcentuales. Si bien los especialistas de Cáritas afirman que es la temporada que el presupuesto familiar se reduce debido a que los jóvenes dejan de usar los comedores de sus instituciones, reconocen que tampoco es una causa directa del aumento, pues la mayor parte de los examinados todavía no está escolarizada.

A pesar de que 72% de los hogares consultados manifestó haber sufrido un deterioro en su alimentación, Cáritas resaltó que la crisis humanitaria que vive el país puede paliarse con “una asignación bien focalizada, oportuna y efectiva de las protecciones sociales”, así como mejorar el acceso a los servicios públicos, transporte y hospitales.

Fuente: El Pitazo